¡Voy a Ser Mamá!

Amamantar y Trabajar, sí es posible #HablaMamá

0

SMLM-2015-600pCada mamá tiene una experiencia única e irrepetible con la lactancia, así como con el embarazo y la maternidad. Ésta semana celebramos la Semana Mundial de la Lactancia Materna (SMLM), en este 2015 el tema es “Amamantar y Trabajar, logremos que sea posible”.
Hoy invitamos a varias madres a que nos contaran su experiencia, por suerte exitosa en todos los casos sobre amamantar y trabajar.
Gabriela Vásquez es maestra de preescolar, mamá de 2 niñas y nos dice “Nunca hice banco de leche porque mi hija un, nunca recibió nada en biberón y cuando se la ofrecía en cucharilla tampoco la quería, ella sólo quería su envase original.
Eva tenía 6 meses y 20 días cuando empecé a trabajar y para mí fue terrible, lloré muchísimo los primeros días, gracias a Dios conté con la ayuda de @unamamicomeflor y de @voyasermama que me apoyaron y orientaron en todo momento. Eva fue lactancia materna exclusiva hasta los 6 meses, luego se complementó con otros alimentos y ya tenemos 13 meses de lactancia materna feliz tanto para mí como para ella”.
Joscarlyn Soto, mamá de una beba, conocida en Instagram como @miodontokids, odontopediatra y colaboradora de ésta página, vivió una experiencia similar : “Tuve la ventaja de poder iniciar el trabajo cuando mi bebe tenía 6 meses, y daba clases cerca de la casa de una amiga que la cuidaba, lo que me permitía ir al mediodía a darle su tética. En las mañanas como ya había iniciado alimentación complementaria estaba con sus papillas y jugos, ella nunca quiso tomar leche de ninguna otra manera. Por las tardes reduje mi consulta y salía más temprano para buscarla, así estuve mientras se acostumbraba a que mami no estaba todo el día y se acostumbraba a su comidita. Todavía amamanto, mi beba tiene 2 años y medio. Doy clases en dos universidades, tengo consulta privada, dicto conferencias a nivel nacional , coordino un diplomado en la universidad, escribo para tres páginas web y llevo una cuenta de Instagram.”
amamantarPara lograrlo Joscarlyn insiste en que contar con el apoyo y la orientación adecuada es fundamental: “Todo es cuestión de organizarse, de desearlo, de informarse muy bien, en especial sobre los beneficios de la lactancia, para que eso te de la fuerza de no desistir, porque al principio es duro y hay que rodearse de personas pro lactancia, eso es fundamental, tener una pediatra y una odontopediatra prolactancia , amigas prolactancia y mucho apoyo familiar en especial de la pareja. “
Verónica Riera, @kalyananutricion en redes sociales, mamá de un niño, nutricionista y consejera de lactancia nos indica que “Hay varias condiciones que facilitan la conciliación de la lactancia materna con el trabajo, en especial el marco legal vigente. Tenemos (en Venezuela) una ley de promoción y protección a la lactancia materna y artículos en la nueva ley del trabajo que favorecen a la madre que trabaja y amamanta. Pero como bien sabemos si las madres no conocen esos beneficios difícilmente los disfruta ya que no los puede defender. Y muchas veces las empresas no respetan estas normativas
Mi experiencia para retomar el trabajo y continuar con la lactancia fue buena, porque estaba clara en cuales eran mis derechos., además trabajaba sólo medio turno. Como pude decidir mi horario y por cuánto tiempo tomar el reposo pre y post natal, uní los dos y me tomé 4 meses. Cuando me reincorporé al trabajo ya tenía mi banco de leche materna. Mi niño lo cuidaba mi mamá, lo amamantaba temprano en la mañana, le dejaba a mi mamá una toma, regresaba al mediodía para amamantarlo y luego nos íbamos a casa. Mientras estaba en el trabajo me colocaba el extractor y me sacaba la leche de esa toma en la que no estábamos juntos. La guardaba en la nevera y luego la trasladaba con gel refrigerante en la lonchera térmica a casa”
Jeanette Herrera, comunicadora social, mamá de dos pequeños, quien mantiene un trabajo a tiempo completo y es mamá emprendedora en una iniciativa que compartimos llamada Parada Familiar, nos dice que “lo primero es tratar de disminuir la ansiedad en esos primeros días de trabajo y sacarte la leche en la oficina.Een mi caso yo acumulé mis 3 horas de lactancia todas juntas y salía más temprano en las tardes, pero hay días que el bebé no se quiere separar en la mañana y hay que respetar ese ritmo. Es importante hablar con el bebé, aunque lo dejes a los 5 meses dile a dónde vas y que vuelves pronto”
Son varios los puntos que determinan que la lactancia sea compatible y pueda continuar mientras se trabaja fuera de casa, lo primero sin duda es informase, ya para iniciar la lactancia hay que estar bien informada y apoyada, pues igual sucede si se desea continuar la lactancia a pesar de tener que reincorporarse al trabajo. Mi mejor sugerencia es y será apóyense en una consejera de lactancia materna, así podrán superar esos primeros días que duele la separación y además podrán ser precavidas y organizar su banco de leche con tiempo.
También creo que es necesario ser multiplicadores de la información, si las mujeres conocemos nuestros derechos podemos exigir y negociar con los empleadores. Es importante que todas las madres se unan para exigir que el reposo post natral sea al menos de 6 meses, para que al momento de tener que dejar al bebé ya se pueda iniciar con la alimentación complementaria.
Forma tribu, reúnete con otras madres que estén viviendo lo mismo o lo hayan vivido, siempre es enriquecedor el intercambio de información y el apoyo que se consigue en los grupos de madres.
“Las que puedan hacer su banco de leche inténtenlo, y las que no, confíen en su cuerpo que es sabio y perfecto. Los bebés también lo son y pueden tener por seguro que siempre van a esperar a mami para poder tener su tética amada.” Como dice Gabriela, confíen en su instinto y sigan adelante que sí se puede.

@voyasermama

Si te gustó compartelo
error

Déjanos tus comentarios